Inicio Alimentación ¿Se puede dar el pecho estando embarazada?

¿Se puede dar el pecho estando embarazada?

0
embarazo y lactancia
No existen contraindicaciones para dar el pecho estando embarazada, excepto si se produce alguna amenaza de aborto durante la gestación.

¿Se puede dar el pecho estando embarazada? La lactancia durante el embarazo no tiene nada de perjudicial.

Es normal que tu bebé rechace el pecho, cuando estas amamantando estando embarazada.  Esto motivado a que se producen una serie de cambios hormonales (adaptándose la leche para el nuevo bebé) que pueden de cierta manera, modificar el sabor y la composición de la leche materna.

Si te sucede, no te preocupes. Aunque es posible que se produzca el destete definitivo y espontáneo por parte de tu bebé. Es viable que se adapte de manera progresiva y continúe la alimentación sin problema. En cualquiera que sea el caso, tú lo estás haciendo bien.

rechazo materno
Puede que rechace el pecho momentáneamente mientras se adapta al cambio de sabor.

¿Se puede dar el pecho estando embarazada?

Definitivamente sí. No existen contraindicaciones generales para dar el pecho estando embarazada, excepto si se produce amenaza de aborto.

Debemos tener bien claro que la cantidad de oxitocina y la duración de la estimulación – producida durante la mamada – no será suficiente como para producir contracciones que terminen desencadenando un parto prematuro.

Amamantar durante la gestación es un proceso que no está exento de mitos, mayormente todos con comentarios negativos. Pero esto solo refleja el desconocimiento por parte de de la sociedad acerca de la lactancia materna.

¿Cómo enfrentamos la lactancia cuando nace el nuevo integrante de la familia?

Luego del parto, la eyección de la leche se produce con mayor rapidez y en ocasiones, en pocas horas se deja de producir el calostro para producir leche de transición.

¿Se puede dar el pecho estando embarazada?
No tiene por qué destetar a su hijo mayor. Puede darle lactancia materna a los dos.

No hay motivos para restringir el pecho al hermano mayor después del parto, ya que hay calostro suficiente para los dos. En el caso que sientas temor, de que el pequeño se quede sin calostro – por amamantar a tu hijo mayor – puedes ofrecer el pecho que más produce al recién nacido y el de menor producción al mayor.

Hay que tener muy claro que las glándulas mamarias se preparan y dan prioridad al recién nacido. Por lo que para tu hijo mayor, volver a tomar calostro y leche de transición será todo un regalo inmunológico.

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.