Inicio Dieta ¿Se puede ser vegetariana estando embarazada?

¿Se puede ser vegetariana estando embarazada?

0
Compartir
embarazada vegetariana
¿Se puede ser vegana estando embarazada? ¿Existen riesgos para el bebé durante el periodo de gestación? ¿La dieta vegetariana aporta los nutrientes necesarios para el desarrollo de mi bebé?

Realmente, ¿Se puede ser vegetariana estando embarazada? Si, pero es necesario saber como hacerlo y cual es la dieta para evitar déficit y trastornos. El embarazo, es una de las etapas más bonitas y complejas de la vida. Ya que suceden una serie de cambios hormonales y físicos, importantes en la mujer.

La alimentación durante el embarazo, es uno de los puntos que siempre debe ser vigilado. La nutrición en esta etapa es clave, ya que repercute en el crecimiento y desarrollo del bebé, modificando peso y estatura del recién nacido.

Durante el embarazo, aumentan los requerimientos nutricionales, motivado a las demandas de energía y nutrientes del feto para un correcto crecimiento intrauterino.

¿Se puede ser vegetariana estando embarazada?

Se puede ser vegetariana estando embarazada
Las vegetarianas, tienen un consumo de micro y macronutrientes que suele ser inferior a las recomendadas. Es por ello, que puede verse un déficit de vitamina B12, hierro, calcio, ácido fólico. Elementos sumamente importantes en el desarrollo del bebé.

En el caso de las embarazadas vegetarianas, el consumo de micro y macronutrientes suele ser inferior a las recomendadas. Por ello, que la figura del nutricionista en este tipo de pacientes es clave, ya que se pueden manifestar problemas relacionados con los hábitos dietéticos veganos.

Es importante conocer qué patrón alimentario seguía la paciente, previo al embarazo. Si es ovolacto-vegetariana, lacto-vegetariana o vegana, para así poder brindar la asesoría nutricional adecuada al estado fisiológico actual.

Déficit de nutrientes en veganos.

El déficit que se presenta comúnmente, es el de la vitamina B12, pudiendo acarrear consecuencias neurológicas para el recién nacido. Sin embargo, puede haber también déficits de vitamina D, calcio, zinc y omega-3. Por lo que lo ideal, es suplementar durante el periodo de embarazo y lactancia, tomando en consideración si existe o no un déficit real.

¿Se puede ser vegetariana estando embarazada? Un déficit de ácidos grasos omega-3: ácido eicosapentaenoico (EPA) y ácido docosahexaenoico (DHA), puede traer repercusiones en la salud cardiovascular y las funciones cerebrales del recién nacido. Por lo que se recomienda una suplemntacion diaria de 200-300 mg de omega 3.

hábitos veganos y educación nutricional en el embarazo
La nutrición durante el embarazo es un punto sumamente importante, más cuando la madre posee hábitos alimentarios veganos, ya que las directrices nutricionales deben ser adaptadas a su condición actual y patrones alimentarios.

Fuentes alimentarias veganas de:

Calcio:

Espinacas, acelgas, brócoli, almendras, semillas de sésamo y tofu (queso de soya).

Hierro:

Frutos secos, legumbres, miso, cereales, frutas deshidratadas, vegetales de hojas verde oscuro.

Ácido fólico:

Germen de trigo, brócoli, espinacas, berros, levadura y extractos de levadura, frutos secos, guisantes, habas, naranjas, dátiles, aguacates, cereales integrales.

Vitamina B12:

Leche de soja, carne de soja, alguna alternativas de productos lácteos veganos: tamari, miso y tempeh, algas marinas, como la hijiki y el wakame.

Tips Nutricionales.

  1. En líneas generales, la embarazada debe realizar de 5 a 6 comidas al día: 3 comidas principales + 2 o 3 meriendas, según sea el caso.
  2. Mantenerse hidratada: el consumo de agua, sopas, infusiones es importante para mantenerse hidratada ¡Sin entrar en los excesos! Debemos recordar que existe una predisposición al edema de miembros inferiores durante la gestación.
  3. Mantenerse activas: realizar sus actividades diarias con normalidad, puede incluir actividades como caminatas cortas o yoga natal. Exceptuando que su médico tratante, indique algún tipo de reposo.
  4. Garantizar los nutrientes necesarios para el correcto desarrollo del bebé, con una dieta completa, equilibrada, suficiente, adaptada y variada.
  5. Llevar un horario regular de comidas.

Nuestro propósito como nutricionista o médico tratante siempre será mantener la calidad de vida de la madre y el feto, en óptimas condiciones.

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.